Publicidad

Cuerpo humano

El vértigo y los órganos del equilibrio

El sistema vestibular del oído interno, con los conductos semicirculares.El vértigo es una sensación de mareo, durante la cual se tiene la impresión que la persona misma o el entorno están en constante movimiento, a menudo girando.

Para mantener el equilibrio y la estabilidad al movernos actúan tres sistemas:

1) La vista
2) El sistema vestibular del oído interno
3) El sistema propioceptivo (información de la posición de los tendones y músculos del cuerpo)

Los tres sistemas están interconectados y coordinados a nivel cerebral y de vías nerviosas.

El órgano del equilibrio que hay en el oído interno está formado por los conductos semicirculares y el vestíbulo. En los conductos semicirculares hay unas células ciliadas que detectan el movimiento del líquido interior de los conductos. Al movernos el cerebro compara la información proveniente del oído interno con la información que viene de la vista y del sistema propioceptivo. Esto permite que estemos de pie sin caernos, es decir, en equilibrio.

El vértigo persistente puede indicar una lesión en el oído interno o en el nervio vestibular, aunque lo más normal es que sea un trastorno transitorio sin importancia y sin causa clara. Hay muchos factores que pueden causar un vértigo pasajero: el estrés, el cansancio, los cambios de presión, la disminución de glucosa en sangre, etc.

En el dibujo: el sistema vestibular del oído interno, con los conductos semicirculares.

 

Más información en Wikipedia

Copyright  © Classe Qsl - Editorial 3Temas. Todos los derechos reservados. Prohibida la reproducción total o parcial de este artículo en otro medio de comunicación sin el permiso expreso de Classe Qsl. Artículo escrito por la redacción de Classe Qsl y supervisado por el Dr. Javier Luque Pino, médico colegiado nº 43-3595,  médico de familiapostgraduado en medicina naturista/biológica y master en terapia neural por la Universidad de Barcelona. Última revisión: 9 de enero de 2007.

Publicidad